miércoles, 19 de mayo de 2010

Crisis Existencial


Llegas a la casa y te ve con ojos tristes. No puede hablar. Pero no hace falta. Sabes cuál es el reproche que tiene en mente. "Tienes varios días que no me tratas como de costumbre. Me pasas de largo. No me valoras. No me das el tiempo que necesito." Y aunque sabes que te lo está diciendo, lo vuelves a hacer. La rutina. Las obligaciones. Las cosas pendientes. Los problemas que te agobian. La vida en esta ciudad que es tan pesada. Y encima Cerati. Cerati en una cama de un hospital y tú con ganas de ir para allá. No fuiste al concierto. Porque no te gustan los lugares demasiado concurridos. Te dan como fobia. Últimamente te escondes un poco del mundo. Últimamente tu mundo se abre a través de la pantalla de una computadora. De un lente. De las hojas de un libro y de las de un cuaderno. Ahí sueñas. Y tienes una hija. Y él queda de lado. Ni modo. La vida es así. Todas las relaciones tienen altos y bajos.

Te sientas a almorzar. Estás contenta. Los abuelos emocionados te cuentan las gracias que hizo Clarissa esa mañana. La proeza de haberle cambiado el pañal. Y en eso él se acerca. Cabizbajo. Desganado. Se sienta a tu lado y nada más sentirlo cerca ya lo sabes. El pana está depre.

Así que al rato nos sentamos a conversar. Le dejo poner la cabeza sobre mis piernas. Lo abrazo. Voy a hablar yo:

"¿Qué te pasa? ¿Por qué estás así? Sé que con Clarissa las cosas se han puesto difíciles entre los dos. Sé que muchas veces no tengo tiempo para ti. Sé que dejaste de ser una prioridad. Que a veces hasta me olvido de ti. Que ya no hacemos las mismas cosas que hacíamos antes. Que todo ha cambiado. Pero la vida es así. Va continuando y todo se transforma. No quiere decir que no te valore. No quiere decir que no seas importante para mí. No quiere decir que no te siga queriendo como el primer día. No quiere decir que no me encante tenerte así.

Eso sí. Me parece bueno que me hayas hecho ver que tengo que estar pendiente de ti. Que no puedo olvidarme de que eres parte de esta familia y que a veces necesitas atención. Me imagino que te preocupa que Catalina tendrá cachorros otra vez y es muy seguido. Pero no podemos hacer nada. Eso no quiere decir que te van a desplazar. Eso no quiere decir que ella dejará de ser nuestra compañera. Simplemente tendremos que ajustarnos por un tiempo. Como nos ajustamos cuando llegó Clarissa. A veces pasan cosas que no queremos que pasen, pero no hay nada que podamos hacer para cambiarlas. Escapan de nuestro control. Así que tomamos lo que tenemos y seguirnos adelante. Sin mirar atrás, ni preguntarnos por qué.

Yo sé que tú me quieres de forma incondicional. Sé que a veces no te lo demuestro. Pero quiero que sepas que te quiero mucho. Que eres mi amigo. Mi compañero. Que me has enseñado muchas cosas. Y que sobretodo admiro el hecho de que cuando me quieres decir algo, cuando quieres que te ponga atención y te haga caso y reflexione sobre mi conducta, no me montas una pataleta, ni haces malcriadeces. Dramatizas un poco, en eso nos parecemos, pero lo haces de una forma delicada. Sin burlarte de mi inteligencia, más bien apelando a mi instinto. Tú eres un ser brillante. Mucho más brillante que mucha gente que he conocido por ahí, que se cree erudita y mejor que los demás.

Cree en ti. Piensa en las cosas buenas que tienes. Tienes una familia que te quiere. Que haría lo que fuera por verte contento. Que te ha dado casa, comida, cariño. Tienes una cama caliente. Tienes tu baño regular. Tu corte de pelo. Tus cosas. Tienes las chucherías que te gustan. Y cuando el día está soleado, nada te impide salir a disfrutarlo. Tienes par de amigos que siempre están te acompañan. Todo el que te conoce se queda maravillado contigo, y no tiene sino cosas buenas que decir de ti. Y si uno que otro te ha maltratado, no tienes por qué hacerle caso, pues al final, somos muchos más los que te queremos. Y por sí aún no lo sabes, no te vamos a fallar. Nunca. ¿Qué más se puede pedir en la vida? Si lo piensas te darás cuenta que en el fondo has corrido con suerte.

Venga. Ánimo. Que hoy el día está gris y eso nos tumba el ánimo. Hoy por alguna razón te sientes solo. Lo único que puedo prometerte es que tarde o temprano saldrá de nuevo el sol. Verás las cosas de otra forma. Y yo estaré también allí en ese momento. Porque lo nuestro es en las buenas y en las malas. No lo dudes.

Sé por lo que estás pasando. Me pasa de vez en cuando, por no decir que a cada rato. Es parte de la vida. De ponernos viejos. De adaptarse a los cambios. No te preocupes. Lo que tienes no es grave. No estás enfermo. Sólo eres un perro deprimido, con una crisis existencial."


 

8 comentarios:

rgv333 dijo...

veo las cosas como son
vamos de fuego en fuego hipnotizándonos
a cada paso sientes otro deja vu
o no?
...
tanto pediste retener
ese momento de placer
antes de que sea tarde
vuelve la misma sensación
esta canción ya se escribió
hasta el mínimo detalle
...
todo es mentira, ya verás
la poesía es la única verdad
sacar belleza de este caos,
es virtud
o no?

Cerati . Dèjá Vu

http://listen.grooveshark.com/#/s/Deja+Vu+Original/2fow7b

Manuela Zárate dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

:( recordé a otros leyendo esto...
La Maranga

Anónimo dijo...

GUAO... excelente post

Esencialmente dijo...

jajaja cualquier parecido con un hombre es pura casualidad! sorry pero hoy ha sido un dia heavy!

Astrina dijo...

mi morrocoy no se deprime... pero si se molesta cuando no le presto atención. Y se hace notar.
buen post Manu!

Sabri dijo...

Demasiado bello el post. Me sentí muy identificada pues también tengo una mascota, una perra con demasiada personalidad!! Y también busca mi atención cuando por un motivo u otro la he descuidado!! Los perros son lo máximo, no sé que haría si ella no hubiese llegado a mi vida.

Manuela Zárate dijo...

Me alegro que les haya gustado. Hay gente que le molesta que uno hable con sus mascotas. No lo entiende. Creo que es como todo. No lo entiendes hasta que vives la relación. Hasta que pasa por esto. Te das cuenta que tienen sentimientos complejos y que a veces nos proyectamos y nos vemos a nosotros mismos. Creo que esas cosas en parte me las dije a mí misma.

Gracias rgv "la poesía es la única verdad sacaber belleza de esta caos." Qué increible Cerati. Qué grande. Tiene que salir de esta. Me niego a aceptar otra cosa.