viernes, 29 de octubre de 2010

¿Viste el Miss Venezuela?




Los que contestaron NO, me pidieron que hablara de esto. El post es largo y no está editado. Se los advierto. Aquí va.

No sé ni cómo hacerlo, ni por dónde empezar. Quizás lo de anoche no fue tanto una cosa de Misses, sino de personajes. Una especie de ¿cuánto vale el show? Pero la pregunta era ¿Quién se roba el show?

Ayer había de todo, empezando por Miss SOR Amazonas (fue monja), Axel (as in Rose) y Germania Pimiento. Sí, su mamá, la señora casada con el Sr. Pimiento, que en mi mente es un pimentón rojo, la bautizó Germania. Menos mal que la chama es bonita.

Empecemos por Kiara. Pobre, de verdad pobre. Yo empiezo por reconocerle a Kiara dos cosas, tiene un vozarrón y un cuerpazo. Pero si te ibas a disfrazar de Lady Gaga, yo esperaba como mínimo, algo parecido al disfraz de la carne. No una traje azul como el de los tripulantes de Star Trek con una cinta de Betamax en la cabeza.

Todo, para cerrar con broche de chapa dorada. Estaba entre Diana Ross y Tina Turner en la época de Ike. Cierto que no tenía el afro de Diana, pero era como si Diana estuviera entrando y que “miércoles me tuve que estacionar a tres cuadras del Palacio de Eventos y justo cuando me bajé me cayó la lata de agua.”

Otro tema eran los bailarines. No me voy a meter con su forma de bailar, porque la verdad es que yo de milagro te brinco el avioncito, así que cualquiera que pueda hacer La Macarena a mis ojos tiene talento. Lo que si es que a veces es hasta cruel como los visten, y ni hablar de los niñitos disfrazados de angelitos bailando al lado de unos reguettoneros, que como no tenía mis lentes en ese momento no sé si eran Chino y Nacho.

Ojo, no tengo nada en contra del reguettón. No tengo ese complejo de que no es música, nada de eso, pero tengo entendido que las letras son estilo, “hoy mi cama huele a ti, mételo papi, somos su marido ella y yo, quiero hacértelo lento, le gusta que Wisin la jale por el pelo, estás en falda y se te ve toó…chévere, las monjas al convento, uno se tripea el bacilón de la letra, pero de ahí a poner a unos angelitos con el ritmo que se utiliza para perrear. No sé. Del tiro anoche soñé con los caballos del Apocalipsis.

Después vinieron los animadores. Ya les he dicho que yo amo imitar gente, y creo que mi imitación favorita después de Martha Colomina, es Maite Delgado. Yo un día quiero hacer un duelo con Norah Suarez, es un reto, seguro me gana, pero gozaría. La verdad es que yo soy fan de Mayte.

A unos les gustará a otros no. Me parece que ha llegado lejos, es bonita, y ella tiene carisma. Siempre inventa algo con un vestido, a veces sale más bonita, otras no tanto. Es un ser humano. Le ha dado al botox, pero sin llegar al extremo de que al verla digas “esa señora tiene un pez sapo adherido a la cara.” Y además ella canta, bailotea los musicales, participa de la cursilería, pero se ve que ella garra el libreto y le dice a Joaquín:

- Esto no me lo voy a poner. Esto tampoco. Esta vaina no la voy a cantar. Esa letra me la cambias. Está bien, me pongo la batola, pero todos y cuando digo todos es todos, mis vestidos son de Ángel Sánchez.

Y ahí la tienes. Regia. Porque ella ayer estaba regia. A mí me gustó.

La que no corrió con tanta suerte fue Viviana, al menos en su primer cambio. Aunque la verdad, yo como mamá le doy “standing ovation” Hay que quererlo demasiado, hay que ser una dura, para salir de tu casa, agarrar un avión, pararte enfrente de miles de personas, vestida, maquillada, alborotada a un mes de haber dado a luz.

Para el/la que no tiene hijos. Al mes estás muy lejos de haber recuperado tu figura de antes. No es un tema de flaca o gorda, nada está en su lugar, es como una de esas almohadas de peloticas. Las hormonas están vueltas locas. Es imposible dormir más de cuatro horas seguidas, y si llegas a pasarte de las cuatro horas te despiertas asustada “qué le pasó a mi chamo, ¿por qué no ha pedido comida?” Si fue cesárea posiblemente todavía tengas molestias y además la orden médica de nada de peso, nada de ejercicio, es una cirugía mayor. Yo a un mes de dar a luz no quería ni que me viera mi angelito de la guarda. Así que Viviana se ganó mi respeto.

El que no se lo ganó fue el rata pelúa que le puso el faralao flamenco de la garganta a la pecueca, además incrustado con pedacitos del plexo solar ese que usó Marelisa Gibson. No le quedó bien. Después se cambió y la cosa al menos mejoró y se veía mucho mejor. Pero no sé, el vestido de los retazos blancos y negros. Vivi para el año que viene, repítete esto: menos es más, menos es más, mientras uno más amorfo está, uno inventa menos. Te lo digo por experiencia.

Chiqui. La verdad es que es la chiqui. Tengo muy poco que decir. Tal vez yo no me pondría los vestidos que ella usó, por la sencilla razón de que no tengo sus atributos. Me encantaría tener al menos uno. Pero qué va. La Chiqui está entre esas mujeres que como dice Carrey Bradshaw “están en el mundo para hacernos sentir mal.” La verdad esa mujer es espectacular. La más bella de toda la noche, incluidas todas las misses.

Luego Boris. Ay Dios mío Boris. Más de un maracucho estaría “¿Pero qué molleja es esto? A Rafael Crisóstomo Molina no le traen el Miss Venezuela a la tierra de la Chinita para que lo anime este plumero.” La verdad es que Boris es cómico. Sus primeras palabras fueron “Por Favor” con un tono, que hace que la pantera Rosa se vea como Rocky Balboa.

Si me parece que está vez perdió brillo. Fue así como, “bueno sí, Boris está aquí, pero mejor vamos a hablar otra vez de los hijos de Viviana.” En un momento sentí que más que ver a Boris animar el Miss Venezuela sería divertido verlo o twittearlo con él.

Es poco lo que puedo decir sobre las batas guayú psicodélicas. Se pueden buscar símiles, comparaciones, ejemplos. Era como exagerar lo exagerado y llevarlo hasta el límite de la exageración. Un verdadero esfuerzo, no tanto de creatividad sino de casi hacerle honor a la canción de “vamos a contar mentiras, tra la lá.”

Eso más que Guayú parecía algo relacionado con Soledad Bravo. Es que si Soledad algún día se lanza con la música electrónica, eso es lo que se tiene que poner. Me pareció que fue ridiculizar un poco el tema Guayú, el día que les de por lo Yanonami o lo Pemón, que Dios nos haya perdonado los pecados primero.

Lila cantó con sus hijas también vestiditas ellas de lo más autóctonas. En cualquier momento cantaban “one, little, two, little three little indians…” Una tenía un pavo real en el vestido y eso me pareció una especie de chiste malo. La verdad es que yo esperaba algo más fastuoso de Lila, colorinches y bailarines con cinturones de floripondios, no sé. La Primerísima Mirla hubiera salido montada en elefante.

Luego cantó un colombiano, ya no recuerdo el nombre. Así me habrá marcado su actuación. El pobre. Tenía que haberse comido el acordeón, o tragado fuego, o escupido las piedras de las batolas de las animadoras.

En cuanto a las misses, la verdad me dio mucha cosa. El show era de los animadores y de los diseñadores de los vestidos. No hace falta comentar mucho ya está por todos lados, las descripciones fueron absurdas. Como que por ejemplo Miss Canaima tenía un tepuy en el vestido, todos los que estaban entre rojo y anaranjado emulaban el coral, todos eran una columna, todos eran rutilantes.

Luego las preguntas. Lo que pasa es que uno es inconforme. Si responden mal preguntas cómo, “Miss Guárico, ¿Qué opina usted del Sistema Interamericano de Derechos Humanos?¿Cree que el Pacto de San José debería ser revisado?” Entonces son unas brutas, todo el mundo les cae encima.

Entonces este año la cosa se llevó al otro extremo. Primero Viviana, le faltó aclarar que son Misses, que son brutazas, que uno se ataca, que se pone nerviosa, que millones, MILLONES de personas las están viendo…para que luego les soltaran preguntas como “¿Cuánto amor es necesario?” y “¿Qué clase de música te gusta?” o la peor de todas “¿Qué profesión no debería ejercer una mujer?” Además, pareciera que a las chamas les habían dicho, miren estas son las preguntas, practiquen. Porque ni una pensó la respuesta. Todas contestaron así como:

Música: Romántica.

Perfección: No existe.

Amor: Propio.

No vale, más bien pregúntale cuál de los números de tu cédula te gusta más.

Y ya por último a Marelisa Gibson les faltó lanzarle una torta en la cara. Me parece que fueron muy ingratos con ella. Sí, en el Miss Universo pasó lo que pasó, pero ella hizo lo mejor que pudo y es Miss Venezuela, se merecía su último paseo con su corona y su discurso en off, y no que regresaran de comerciales, la chama ya terminando el desfile y que llegara Boris a preguntarle ¿Qué pasó en el Miss Universo? Agarrándola desprevenida, porque la pobre estaba roja como un tomate. Ahora Marelisa, amiga, te defendiste, pero saca malicia chama, búsquese una tigra en relaciones públicas y prepare sus respuestas usted también.

En cuanto a la coronación, no hubo musiquita de Venevisión. No hubo el desfile con llanto. Hasta el ramo de rosas estuvo piche. No vimos la coronación de Miss World Venezuela, ni salieron las restantes 27 a felicitar a la ganadora. Faltó que Maite dijera:

- Bueno, póngale la corona y por favor se me bajan del escenario que el Palacio está alquilado mañana para Los Quince Años de Davider Alejandra Barboza Molina.”

La única cara que fue de poster fue la de Miss Tierra. La tipa estaba a punto de gritar: “¡Más Miss Tierra será tu abuela!”

Al final, ya hasta el trono era un rancho. Como si justo cuando iban a entregar la corona alguien le hubiese dicho a Osmel. “Marico se nos olvidó el trono.” “ ¡Faaackkkk!!! Agarra esa silla y el forro de esos manteles azules y que se sienten ahí. Joaquín que las filme de lejos.”

Lo que sí agarraron al final, fue una vez más a Chiqui, a Maite, a Vivi, a Boris. Una vez más dando gracias a los diseñadores por sus columnas rutilantes, una vez más hablando de los hijos de Viviana, una vez más hablando de la tierra Zuliana. Fueron la última imagen.

Ay no. La verdad no valió la pena el desvelo. Yo soñaba con ser Miss, lo confieso, cuando me ponía los zarcillos de mi mamá en la cabeza. Amaba a Carmen Victoria, a Gilberto, no es que fuera el Radio City, pero era otra cosa. Eran otros tiempos los de Bárbara Palacios y Pilín, de verdad se notaba la admiración por las Misses. Yo ayer sentí que las Misses fueron unas excusas, como si ya no las respetaran y no las quisieran.

No sé. Me quedó un sin sabor. No me gustó. A lo mejor es que me estoy poniendo vieja y ya no aguanto. Me parece que si las tres animadoras estaban más bellas, más despampanantes y desfilaron más que las Misses, algo no se está haciendo bien.

Ahora que lo que sí moriría por hacer es el Miss Chocozuela. Dios qué bueno hubiera estado! Deberíamos unirnos un grupo y lanzarlo por You Tube. Deberíamos.


10 comentarios:

Varo's dijo...

Te apoyo en muchas de las cosas que dices pero la más importante de todas:

Mayte es una dura. ¡Regia!

Abrazos,
V

Manuela Zárate dijo...

Sí lo es Varo. Arriba Maite y su "Cómo están esas barras?" y "es un honor formar parte de esta familia, de equipo hermoso lleno de cariño que ha sido mi casa, durante tantos años.." o "darle la bienvenida a un hombre, que más que un compañero, es un amigo, un sueño que se cumple..."
Imposible no amarla! Aunque el Diablito Light sea asqueroso,jajaja.

De verdad. Aplausos para ella en forma de cocodrilo cerrando la boca,jajaja. :D

Ophir Alviárez dijo...

Para quienes por la distancia no vimos el Miss Venezuela, no creo que pueda haber mejor descripción. Parece cómico pero sé que en el fondo es triste evidenciar el extremo de la descomposición.

Saluditos.

OA

Manuela Zárate dijo...

Ophir, es como dice el dicho, me río para no llorar. Es triste que nos lancen esto como el Magno Evento de la Belleza.

Yara y sus buenas ideas dijo...

Gracias por esa descripción. Yo también vivo fuera y despues de leer esto, siento que casi lo vi. Hay cosas que no cambian, como Maite, quien aunque a veces parezca acartonada, tiene una personalidad y una seguridad envidiable.
Saludos!

Manuela Zárate dijo...

A la orden Yara. Qué bueno que te haya servido, a uno le hace falta cuando vive afuera. En una época mi mamá me los grabab por VHS y me los mandaba, jeje. Todavía creo que tengo el de cuando ganó Alicia Machado.

Saludos.

Ira Vergani dijo...

Chama anoche vimos por FB la parte de las preguntas, me rei taaaaanto no sólo por las respuestas de las tipas sino porque me acordaba de ti echándome el cuento el viernes y de pana que deberías ser imitadora!!!!!

Manuela Zárate dijo...

Jajajaja. Iraaaa! Qué risaaaa! Coño, si no tuviera la peste que tengo, me pondría a filmar ahorita mismo! Chama es too much. De verdad. Jajajaj. Me sigo riendo.

Coraline dijo...

Hola Manu, veo que has cambiado la plantilla, creo que me gusta más porque al tener fondo claro los posts son más fáciles de leer aunque de todas maneras casi siempre te leo en el Google reader.

Primero que todo agradecer tu reseña, yo fui una de las que no pude ver el certamen, hace muchos años que no lo veo primero porque donde estoy no lo trasmiten, segundo por la diferencia horaria y tercero porque definitivamente he perdido el interés en los concursos de "belleza"

A parte de eso sólo quería acotar que Miss Amazonas no fue monja, sus padres fallecieron cuando era pequeña y las monjas la acogieron para criarla. Se crió en un convento y estuvo considerando la posibilidad de hacerse monja pero no lo fue y evidentemente tomó otro camino.

Tal vez lo que sucede con las misses es que están overrated, con tanta operación y maquillaje e historias que ahora están al alcance de todas creo que se ha perdido el interés en una cara natural bonita porque ahora todo es artificial y contrahecho. Bueno, es como yo lo veo!

Manuela Zárate dijo...

Coralineee! Tienes toda la razón. Todo es muy artificial y a mucha gente se le ha pegado. Las cosas que hacen por estar así...de verdad creo que si te mejoras algo porque tú quieres bien, pero cuando ya todo el mundo está que parece un engendro no humano, oye...en fin...

No sabía lo de miss amazonas, pobrecita qué fuerte! La verdad es que uno debería chequear estas cosas, te confieso que el único nombre que me sé es Germania Pimiento, de resto todo lo saqué de twitter que es una fuente no muy confiable.

Saludos!!!