viernes, 25 de mayo de 2012

Facebook: vaya y tómese un café.


No soy de resistirme a los cambios. Al contrario. Si uno no se transforma, deja de ser materia. El estancamiento es lo peor que le puede pasar a una persona y quizás uno de los catalizadores de crisis existenciales más poderosos que existe. Pero he de reconocer que a veces hay algunos que me generan cierta aversión. 

Quizás uno de los cambios más importantes que le ha llegado a mi generación es las redes sociales. La gente un poco mayor se resiste. Los de cuarenta en adelante. Algunos participan, pero como si fuera una página web más. Otros como yo, estamos allí activamente, casi por curiosidad e inercia. Ya estamos acostumbrados a que cada cierto tiempo nos llegue algo nuevo. 

¿Aprendiste a usar el MSN Messenger? Ok. Ahora aprende a bloggear. 
¿Aprendiste a bloggear? Ok Ahora métete en Facebook. 
¿Ya te mareaste del Facebook? Ok ahora métete en LinkedIN. Espérate, no te olvides de visitar Tumblr y Wordpress, porque aunque seas un "chico blogger" también tienes que saber cómo se come lo demás. No vaya a ser que seas un bloggero infeliz y no lo sepas todavía. 
Ahora viene Twitter. Listo ¿tienes un número aceptable de seguidores? 
Ok. Ahora registra tu dominio e invítalos a tu página. 
Ok. Ahora abre una página en Facebook. 
Está bien. Ahora invita a toda esa gente a Pinterest y no te olvides de invitar a tus seguidores de Pinterest a twitter, a que se registren en tu blog, responde cada cierto tiempo los mails de tus seguidores, envía un DM vía Twitter, usa el mail de Facebook, pero deja el Gmail en el blackberry. 
Ah, espérate. ¿Es que no tienes al menos cinco círculos en Google Plus?
No me jodas. Dale. Ya. Sé social por Dios. La gente se quiere comunicar contigo y no puede. 
Además, mira, ahora Facebook tiene una herramienta en la que cada vez que lees algo todos tus amigos pueden ver lo que leíste. Bueno, sí, te gusta leer sobre la operación de tetas de una actriz de vez en cuando. ¿Y? Eso no es hacerle mal a nadie. Bueno, leíste un artículo de Gray´s Anatomy, eres el hazmerreír de tus amigos intelectuales. 
Mira, espérate. Facebook cambió su imagen. Ahora no eres una persona, ahora está allí toda tu biografía. 
¿Cómo que no quieres contar tu vida? Nadie te está preguntando. Cuando la actualización de estado dice ¿Qué estás pensando? en radiad no es una pregunta, es una orden. Y además quiere decir que tienes que contar todo lo que piensas, lo que dices, lo que has hecho, lo que quieres hacer. Las confesiones de Facebook son más fuertes que las que haces delante de un cura. Además puedes ponerle, fotos, vídeos, enlaces y la gente te puede comentar. 
Oye, ahora que lo pienso. ¿Tienes un Iphone o un Blackberry? No me digas que a estas alturas de la vida tu teléfono es más bruto que tú. No. Búsquese un teléfono con el IQ de Sheldon Cooper. Inteligente. Y bájale aplicaciones. La de la dieta. La que te ayuda a escoger la ropa. La que te dice si estás haciendo bien ejercicio. La que mide si tus relaciones sexuales son buenas, malas o si estás borderline virgen otra vez. 
¿Ya tienes una tableta? No anormal. No hablo de medicinas. Hablo del Ipad, del Kindle Fire…bueno allí también puedes bajar aplicaciones, libros, periódicos, música, juegos. Ahora sí es verdad que me voy a ir a todos los médicos por orden de llegada, para darle sentido a mi vida en la sala de espera. Con toda la mierda que tengo encima. 

Y mira, mira lo último, ahora Facebook te deja que le pongas una estrellita a tus amigos, para nombrarlos mejores amigos  y así vas a poder ver hasta sus movimientos intestinales. ¿No te parece lo máximo? 

No. Ya. Hasta allí llego. No me parece lo máximo. Me parece una cagada. Ya veo los pleitos, por qué fulano es tu mejor amigo y yo no. Además hay cosas que no quiero saber. No estoy realmente interesada en ciertos viajes Arubas y a veces me deprime ver las fotos de la gente que está atascada en su cotidianidad y está como implorando ayuda pero de forma silenciosa, en plan "mírame, yo te juro que soy feliz. Soy demasiado feliz. Anda, mira. De todos los 600 pajuos que son amigos tuyos yo soy el más feliz." 

De verdad me gusta la tecnología, pero cuando se pone needy y desesperada me fastidia. Llega un punto en que la estrategia debería ser más bien. Hijo, vaya y tómese un café. Socialice. Hable. Piense. Y sobre todo. LEA. A eso sí le pongo la estrella. 

(Foto: Un Operador 11 de UnaFotoxDíax29Días)

2 comentarios:

Roger Fernández dijo...

Para agregar algo.. la mejor red social en Venezuela es Una cola para Xs cosa que no se mueva, socializas por que sí! Excelente el cambio al blog.. es interactivo y si no me equivoco creo que fue inspiración para el post. Saludos.

Isa dijo...

Es así. Entre redes sociales, gadgets y aparatos móviles nos vamos a volver locos. Y es de cuidado la cosa de poner su vida en donde cualquiera pueda verla.

En fin, mesura con todo. Yo me quedo con mi twitter y mi G+ donde tengo solo lo que quiero y ya. Y Blogger, por supuesto, porque leer es sabroso :) Saludos