domingo, 13 de mayo de 2012

Feliz Día de las Madres


A todas las que hemos salido de la casa con el coche, la cartera, las llaves, un libro, un peluche, mientras hacemos una llamada de trabajo y contestamos y escuchamos una vocecita que dice “mami, el bebé está haciendo pupú.” Y justo entonces recuerdas que en la pañalera, a pesar de su nombre, no hay pañales. A todas las que vamos dejamos uno, buscamos a otro, protegemos de la lluvia, comemos frío, dormimos menos horas de las que recomiendan todas las organizaciones de salud, rara vez nos da tiempo de ir a una peluquería o echarnos a ver televisión. A todas las que hemos servido de almohada, de babero, de pañuelo y hasta de pañal. A todas las que se hemos sentido una punzada de dolor cuando lo hemos dejado, porque al final como dice Sally Man, la pregunta de la maternidad es: “¿Cómo es que  debemos abrazar muy fuerte, apretándolo contra nuestros propios huesos, aquello que más amamos,  pero sabiendo todo el tiempo, que cuando llegue el momento debemos dejarlo ir?”. Felíz día a todas. Biológicas, adoptivas, de sangre, de corazón, de piel, futuras…a todas, todas las que trabajamos como madres, porque el día que nos encontremos a un Superhéroe, con capa, poderes y todo le podremos decir, “no te llevo nada.”